Venimos de Italia, donde hemos vivido buena parte de nuestras vidas, trabajando en distintas empresas: Sabrina con cargos en marketing y mejora continua (filosofía japonesa Kaizen), y Marco en informática, como consultor de PYMES en sistemas y telecomunicaciones.

Enamorados de la vida, elegimos compartirla totalmente montando una empresa nuestra.

España nos ha fascinado por su gente tan acogedora: las personas tienen tiempo de escucharte, el camarero nos llama “corazones”, todos te regalan una sonrisa. Cada día nos sorprendemos al mirar por la ventana: “¡Hoy también hay sol!”

Aquí empezamos en el 2011 dedicándonos a la gastronomía italiana y paralelamente, a la formación basada en el teatro, nuestra pasión desde hace 30 años. Concretamente, hemos desarrollado acciones formativas en diferentes idiomas, dirigidas -principalmente- a empresas, instituciones y centros educativos.

Nuestra presentación del proyecto “soltarte” durante el Demo-day de Orihuela